Buscar

Los mocos no me dejan dormir

Mi hijo Joaquín sufrió de rinitis alérgica desde que tenia un año: congestión nasal constante, infecciones de garganta y otitis frecuentes. A los tres años después de varios tratamientos y considerando ya estaba siendo comprometido su aprendizaje y habla, decidimos operarlo de las adenoides y colocarle tubos de ventilación en ambos oídos.

Mejoró mucho, pero al tiempo los tubos se cayeron -siempre se caen es normal- y volvieron los problemas y tuvimos que operarlo nuevamente cuando tenía cuatro años y medio.

La rinitis como el asma y otros problemas respiratorios son condiciones que no se pueden curar, pero si podemos tratar los síntomas y mejorar la calidad de vida del paciente.

Joaquín tomaba anti alérgicos a diario, intentamos varias marcas, miles de tratamientos pero en invierno y viviendo en Miraflores, los síntomas eran ya incontrolables.

Los problemas de sueño empezaron: se congestionaba, le daba tos, los remedios ya no le hacían efecto así que intentamos lo natural, la cebolla, el Eucasol, Tomillo, pero el famoso “early rising” era ya una realidad en mi casa. Joaquín se levantaba varias veces a la noche, los mocos se le iban para la garganta mientras que estaba acostado y la tos no lo dejaba dormir. Empezó a despertar por completo alrededor de las 5:00 a.m. todos los días, tosía y ya a esa hora se le era imposible volverse a dormir. El pobre durante el día la pasaba mal, agotado y de muy mal humor.


Como Sleep Coach sabía que el ambiente de sueño es clave para lograr un buen descanso, así que empecé a averiguar sobre purificadores de ambiente: si lograba controlar el tipo de aire en su habitación, ¿podría lograr descanse mejor? Valía la pena intentarlo.


Me comuniqué con Diego de Hyla Perú, yo hace años había comprado uno de sus equipos para limpieza de mi casa, incluyendo colchones justamente para controlar las alergias que nos perseguían. Yo sabía ellos tenían un purificador de aire para habitaciones así que me ofreció poblarlo por un tiempo para ver si me funcionaba. El estaba seguro que iba a dar buenos resultados.

El purificador de aire HYLA AERA utiliza un sistema de purificación y aromatización que permite que el agua funcione como único filtro natural. Su efecto de centrifugado consigue que la suciedad, el polvo, los gases y los alérgenos queden atrapados en el tanque del equipo.

Lo que me pareció increíble fue el cambio casi automático que vimos al empezar a colocar este aparatito todas las noches en el cuarto de Joaquín. Resulta que no solo purifica el aire si no que utilizando un alcohol especial desinfecta el ambiente, elimina olores y el polvo en suspensión. Hace un ruido súper relajante que sirve como white noise y tienes la opción de aromatizar el ambiente con diferentes fragancias que puedes elegir según tus gustos.


No soy mucho de hablar de mis hijos ni de mi día a día, cuido mucho lo que digo y lo que recomiendo. Si escribo esto es porque realmente nos ha funcionado y siento vale la pena compartirlo. El purificador lo he comprado, no ha sido barato pero ha valido totalmente la inversión.


He sido testigo y he comprobado nuevamente que el correcto ambiente de sueño hace la diferencia en el descanso. Joaquín permanece en su habitación más de lo que pasa en cualquier otro ambiente – por lo menos 11 horas fijo mientras está dormido – y tener un ambiente puro ha ayudado a eliminar esos mocos que nos perseguían todos los inviernos.


Es importante dejar claro que el purificador de aire no puede reemplazar a tratamientos médicos. Es súper importante consulten a un otorrino pediatra si es que sus hijos sufren de algún problema respiratorio. Son ellos los encargados de darles las pautas, tratamiento y posibles soluciones.